Esfuerza en contra del virus Nilo Occidental exitosa en dejar áreas del estado, reservación Cocopah sin casos de la enfermedad

Mosquitos recolectados de trampas de hielo seco examinado bajo un microscopio. (Foto cortesía Cocopah Now)

​​Con los monzones y la explosión de los casos del Virus del Nilo Occidental, el condado de Yuma se asoció con la Tribu de Cocopah Indian en el sur de Yuma para crear un escudo eficaz contra la enfermedad.

Por primera vez, la Oficina del Distrito de Reducción de Plagas del Condado de Yuma proveyó entrenamiento y suministros a la tribu para vigilancia y mitigación de mosquitos. Esto permitió a la tribu la flexibilidad para reaccionar a los casos crecientes en tiempo real y usar una variedad de métodos para prevenir infecciones.

Afortunadamente, todo se hizo en el momento adecuado. Hasta ahora, el condado está sin casos del virus mientras otras partes del estado están viendo casos alarmantes del Virus del Nilo. El condado de Maricopa ha reportado más de 200 desde mediados de octubre, comparado con los pocos casos que hubo el año pasado. Casi 50 personas han muerto según un reporte publicado por el Departamento de Servicios de Salud de Arizona.

“Estamos examinando cada dos semanas. Tenemos muestras de mosquitos por todo el condado y en áreas pobladas cerca del río, y examinamos esas “, dijo Richard Cuming, especialista de control de vectores ambientales para el Condado de Yuma. “Aquí, intentamos mantener los mosquitos fuera de áreas pobladas y dentro de aquellas áreas rurales donde no llega mucha gente.”

Los humedales en el este y oeste del condado están fuertemente poblados y son conocidos como un punto de acceso de mosquitos por su cercanía del Río Colorado.

Antes, La Oficina de Protección Ambiental de Cocopah subcontrataba vigilancia y disminución de mosquitos a los Servicios de Salud para Indígenas. Ahora, la asociación con el condado de Yuma permite a la tribu llevar a cabo su propio seguimiento y vigilancia de mosquitos infectados por el virus del Nilo y otros tipos de encefalitis.

Especialistas de control de vectores normalmente usan el hielo seco para recolectar y examinar mosquitos para el virus del Nilo. Pero suplir hielo seco a agencias dentro del condado ha sido difícil, y limita la examinación.

Jen Alspach, directora de la oficina de protección ambiental de Cocopah, recolectando mosquitos de trampas de hielo seco en la reservación Cocopah. (Cortesía Cocopah Now)

La ingeniosidad del condado los ha llevado a usar pollos para examinar el virus del Nilo Occidental. Las aves de corrales crean anticuerpos contra el virus, y los pollos son usados como centinelas. Hay cinco bandadas de pollos en todo el condado examinados dos veces a la semana.

“La razón por la cual tenemos este programa es porque no podemos tener hielo seco cada semana para examinar,” dijo Elene MacAdam, la gerente del Distrito de Disminución de Parásitos en el condado. “Otras comunidades como Phoenix y Tucson pueden examinar dos o tres veces a la semana. No tenemos los recursos a nuestra disponibilidad, entonces tenemos que buscar otros tipos de vigilancia”.

La Tribu de Cocopah también lleva a cabo una campaña llamada Fight the Bite – Lucha en Contra del Pellizco – para promover la salud pública y la conciencia en torno al virus del Nilo Occidental. La tribu ofrece a los residentes repelente de mosquitos gratis y distribuye videos que animan a los residentes a limpiar el agua estancada y usar repelente cuando estén afuera.

“Realmente apreciamos a las personas que sintonizan nuestros videos y los comparten”, dijo Jen Alspach, directora de la Oficina de Protección Ambiental de Cocopah. “Simplemente transmitir el mensaje a la gente. Creo que ahí es realmente donde empieza, en tu familia “.

Este año, Cocopah lanzó una transmisión en vivo desde la Oficina del Distrito de Reducción de Plagas del Condado de Yuma, donde los miembros de la tribu podían publicar cualquier pregunta sobre el virus o informar cualquier actividad alta de mosquitos.

Jen Alspach, directora de la oficina de protección ambiental de Cocopah, y Elene MacAdam, la gerente del Distrito de Disminución de Parásitos en el condado, examinando mosquitos recolectados de trampas de hielo seco (Cortesía Cocopah Now

El riesgo de ser pellizcado por un mosquito infectado se ha reducido desde el comienzo de la temporada de seis a diez mosquitos infectados por prueba a ninguno. En los últimos años, desde que el condado de Yuma ha creado asociaciones como la de Cocopah, han visto una gran reducción de los puntos críticos de reproducción de mosquitos en todo el condado.

“Si todo el mundo está haciendo un esfuerzo realmente bueno en todos los ámbitos”, dijo MacAdam, “entonces no vamos a tener estos puntos calientes estallando y estallando sin tratamiento”.

Pero a pesar del sistema eficaz de reducción, el éxito no se puede atribuir por completo a los esfuerzos de mitigación. Algo de esto es solo la naturaleza de la enfermedad.

La agencia dice que, en algunos años, pueden hacer la misma cantidad de mitigación que el anterior y hacer que diferentes cantidades de mosquitos den positivo para el virus del Nilo Occidental. No hay explicación para eso.

“Tiene mente propia”, dijo MacAdam.

Para el condado y la tribu, el éxito es una combinación de factores. Vigilancia, nebulización, adulticidas y larvicidas en parte, pero también participación de la comunidad y suerte.

“Como decimos en el control de mosquitos, es como una caja de chocolates”, dijo MacAdam.